domingo, 13 de septiembre de 2009

Aprendiendo de rayos y pararrayos

¿Cómo funciona el pararrayos?

Las tormentas eléctricas crean zonas de potentes descargas eléctricas negativas en la base de las nubes.

Estas a su vez provocan fuertes cargas eléctricas positivas en tierra.

Los campos eléctricos producen iones y electrones libres en el aire, por lo que el aire se convierte en un conductor de electricidad.

Los iones conducen hacia arriba o hacia abajo. Esto permite que el rayo se desplace de un lado a otro.

El pararrayos está formado por una antena metálica, que termina en punta, con una bola de cobre o platino.

La barra está unida a tierra por un cable conductor, que lleva la descarga hacia el suelo.

En la punta del pararrayos aparecen intensas cargas positivas que ascienden y reducen la carga negativa de la tormenta eléctrica.

Al mismo tiempo que atraen hacia abajo las cargas negativas.

Cuando se produce la descarga eléctrica tiende a seguir la línea de los iones hasta chocar con el pararrayos.

¿Para qué sirve el pararrayos?

La potente corriente se desplaza por el cable y llega a tierra sin producir ningún daño.

Es por eso que los lugares más altos como antenas de radio, o edificios suelen tener uno. Para así evitar que los rayos caigan en cualquier otro lado y provoquen alguna desgracia.

Fuente: El preguntón

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada